domingo, 5 de julio de 2015

Sicarios de la Gente Nueva ejecutan a ex-lugarteniente del Chapo Guzmán junto a 4 de sus escoltas

  • domingo, 5 de julio de 2015
  • Comentarios
    Con armas “cuerno de chivo” presuntos integrantes del la Gente Nueva asesinó a balazos a cinco personas en la comunidad de Las Agujas, Seccional de Dolores, informó la Fiscalía del Estado. 
    Uno de ellos es Rafael Navarrete Nevárez, originario de Sinaloa, quien tenía el control de la siembra, cosecha y tráfico de droga en la región y que fungió como lugarteniente de Joaquín "El Chapo" Guzmán.
    Foto: La Gente Nueva en la sierra de Chihuahua
    Guadalupe y Calvo.- Chihuahua,-NARCOVIOLENCIA-Un ex-lugarteniente de “El Chapo” Guzmán, que controlaba la zona que abarca la comunidad de Las Agujas, en Sinaloa, y Guadalupe y Calvo, en Chihuahua, y que lo traicionó en su momento, fue ejecutado junto con cuatro de sus sicarios en los límites de ambas entidades por un comando armado de Gente Nueva.
    Se trata de Rafael Navarrete Nevárez (a) “El Rafa”, de 55 años, originario de Sinaloa, quien por años había mantenido control en la zona antes mencionada, según fuentes extraoficiales.

    Trascendió que este sujeto traicionó a “El Chapo” y formó su propio grupo para continuar con las operaciones propias del narcotráfico. Ante esto quedó como “retractor” (palabra que se le da a quienes traicionan al cártel).

    Para terminar con el poder de este lugarteniente, el Cártel de Sinaloa envió una célula de sicarios pertenecientes al grupo Gente Nueva.

    Este sábado 4 de julio, el comando armado ingresó a Guadalupe y Calvo, y justo en una calle que es conocida como la línea divisoria entre Sinaloa y Chihuahua, entre Dolores y Las Agujas, ejecutaron a este hombre y cuatro de sus escoltas, en un tiroteo rápido y que generó pánico en el lugar.

    La Fiscalía Zona Sur recibió información en relación al caso, por lo que fueron enviados varios agentes para que se hicieran cargo de la investigación correspondiente.

    Periciales se hicieron cargo de levantar la evidencia y forenses de llevarse los cuerpos para practicarles la necropsia de ley.

    Extraoficialmente también se dio a conocer que Rafael Navarrete Nevárez tenía relación por lo menos con 50 homicidios registrados en la zona que controlaba en ambos lados de los estados mencionados.

    La gente sabía quién era, pero nadie se atrevía a denunciarlo por el poder que tenía en esos lugares.

    Dos de los otros cuatro hombres que lo acompañaban fueron identificados como Bruno Alfredo Pulido Navarrete, de 21 años, originario de Sinaloa, y José Aniceto Olivas Rocha, de 26, con domicilio en Guadalupe y Calvo.

    Asimismo, dos sujetos de 25 a 30 años, de complexión robusta, tez morena clara y 1.70 m de estatura.

    Estas personas eran buscadas en los estados de Chihuahua y Sinaloa por privar de la vida a 50 personas que disputaban el liderazgo de este cartel en la región serrana.
    Apóyanos con un me gusta a nuestra página de Facebook/NarcoviolenciaOficial
    Compartir:

    0 comentarios:

    Publicar un comentario