viernes, 2 de octubre de 2015

Los Mayitos ¿sucesores al trono del Cartel de Sinaloa en México?

  • viernes, 2 de octubre de 2015
  • Comentarios
    Serafín Zambada Ortiz, alias “Sera” (izquierda) e Ismael Zambada Imperial, alias “El Mayito Gordo” (derecha)
    Por InSight Crime
    NARCOVIOLENCIA.-Los hijos de uno de los principales capos del Cartel de Sinaloa en México estarían a punto de controlar el negocio familiar... si las autoridades de Estados Unidos no los detienen antes como ya sucedió con algunos integrantes de la familia Zambada.

    Ismael Zambada García, alias “El Mayo”, y su infame socio Joaquín “El Chapo” Guzmán son dos de los principales líderes del Cartel de Sinaloa. Según Margarito Flores —exoperativo de El Mayo en Chicago y ahora testigo citado por Reforma—, El Mayo, de 67 años, ha escogido a sus hijos como sus reemplazos una vez abandone el negocio de las drogas.

    Según Flores, la preparación de sus cuatro hijos, conocidos como “Los Mayitos”, es la prioridad de El Mayo. Desde hace casi 10 años, El Mayo dio instrucciones a sus socios de educar a sus hijos en el narcotráfico. En particular, el capo de las drogas confía en que sus hijos Ismael Zambada Imperial, alias “El Mayito Gordo”, e Ismael Zambada Sicairos, alias “El Mayito Flaco”, sean sus sucesores, afirmó Flores.
    Ismael Zambada Sicairos, alias “El Mayito Flaco”
    Sin embargo, el plan de El Mayo podría fallar por obra de las autoridades de Estados Unidos y México. Sus hijos Serafín Zambada Ortiz, alias “Sera”, y Vicente Zambada Niebla, alias “El Vicentillo”, ya fueron extraditados a Estados Unidos bajo cargos de tráfico de drogas. Mientras tanto, El Mayito Gordo está en manos de las autoridades mexicanas y también espera ser extraditado a Estados Unidos. Sólo El Mayito Flaco, quien presuntamente mantiene un bajo perfil, está en libertad, pero también es requerido por Estados Unidos por tráfico de drogas.
    Vicente Zambada Niebla, alias “El Vicentillo”

    Análisis de InSight Crime
    Asumiendo que los hijos de El Mayo puedan sucederle, lo más probable es que tomen las riendas de los negocios ilegales de su padre.

    Los hijos de los capos de la droga normalmente reciben una buena educación, y no es raro que se gradúen de carreras universitarias, como administración de negocios o de áreas afines. Por ejemplo, Serafín, el hijo de El Mayo, fue estudiante de la Universidad Autónoma de Sinaloa. A diferencia de su padre y su socio El Chapo —quienes comenzaron como campesinos en Sinaloa con la educación básica— Los Mayitos tal vez estén mejor equipados para lidiar con las dinámicas del tráfico de drogas moderno, teniendo más acceso a la tecnología, estrategias comerciales e intrincados esquemas de lavado de dinero.

    Sin embargo, si El Mayito Flaco es capturado y sus hermanos reciben largas condenas en prisión, las actividades con droga del Cartel de Sinaloa seguirán sin ninguna duda. De hecho, la organización está estructurada más como una federación que como una jerarquía rígida y vertical. Y durante el poco tiempo que recientemente pasó El Chapo en prisión, las operaciones del Cartel de Sinaloa continuaron sin verse afectadas en gran medida.
    Apóyanos con un me gusta a nuestra página de Facebook/NarcoviolenciaOficial
    Compartir:

    0 comentarios:

    Publicar un comentario