miércoles, 6 de enero de 2016

Lo confunden con el “Comandante Diablo” y es 'levantado' y torturado ¡por error!

  • miércoles, 6 de enero de 2016
  • Comentarios
    Quintana Roo.-NARCOVIOLENCIA.- Después de ser “levantado” en Zona Hotelera de Cancún, Hugo Martínez Díaz, de 39 años, originario de Guerrero y de oficio trabajador del mercado Coral Negro, fue encontrado maniatado, tapado del rostro con cinta industrial y severamente golpeado, en un área verde de la Supermanzana 311 por una presunta confusión con el “Comandante Diablo”.

    El sujeto aseguró que tres sujetos con armas cortas y viajaban en una camioneta color negro, lo sometieron porque presuntamente lo confundieron con un tal “Comandante Diablo”, mismos que tras torturarlo, lo fueron a tirar a ese lugar.
    Martínez Díaz fue trasladado con buen estado de salud a un hospital de la ciudad, mientas que las autoridades iniciaron una investigación para conocer si el sujeto se encuentra vinculado con el crimen organizado.

    Los hechos se registraron pocos minutos antes de las siete de la noche cuando las diferentes dependencias de seguridad recibieron una alerta del número de emergencias 066 para verificar el reporte de una persona amarrada en la Supermanzana 311, manzana 42, calle Aucarias, Alamos II.

    De inmediato, elementos de la Policía Municipal y paramédicos de la Cruz Roja Mexicana se trasladaron al lugar, en donde al arribar hallaron a un sujeto tirado de costado, mismo que tenía los ojos tapados con cinta industrial y las manos amarradas hacia atrás con el mismo adhesivo.

    Al ser cuestionado, el sujeto se identificó como Hugo Martínez Díaz, de 39 años, originario de Iguala, Guerrero y de oficio trabajador del mercado “Coral Negro”, manifestó que momentos antes tres sujetos lo fueron a tirar a ese lugar.

    Relató ante las autoridades que casi cuatro horas antes, fue “levantado” por tres sujetos armados que viajaban en una camioneta negra, quienes lo encontraron al exterior de la Fonda Argentina (boulevard Colosio, después del distribuidor vial) y lo metieron a la camioneta para afirmarle que “se lo iba a llevar la ver…” (sic).

    Refirió que después de golpearlo fuertemente, amarrarlo con la cinta y preguntarle si él era el “Comandante Diablo”, los sujetos al notar que no era el indicado, decidieron despojarlo de sus pertenencias e irlo a tirar a ese lugar en donde también le aseguraron que si lo volvían a ver en Cancún lo matarían.

    Para finalizar, señaló que antes de su trabajo actual, era mesero en un restaurante del “Callejón de los Milagros”.

    Ante los hechos, los paramédicos decidieron trasladarlo al Hospital General. Su estado actual es estable.
    Apóyanos con un me gusta a nuestra página de Facebook/NarcoviolenciaOficial
    Compartir:

    0 comentarios:

    Publicar un comentario