viernes, 12 de febrero de 2016

‘El Credo’ tenia una celda a todo lujo, con una mujer, una cama king size y hasta una pantalla para pasarla bien

  • viernes, 12 de febrero de 2016
  • Comentarios
    ‘El Credo’ estaba en su cuarto, era una celda a todo lujo, cómoda, con una cama king size, con un baño de lujo y una pantalla de 50 pulgadas, estaba ahí acompañado de una dama a las 11:30 de la noche del miércoles y ‘ El Zeta 27’ organiza un ataque en contra de él y de toda su gente”, precisó esta tarde el Procurador de Nuevo León, Roberto Flores, en entrevista con Radio Fórmula.

    Ciudad de México.- El Procurador de Nuevo León, Roberto Flores Treviño, detalló que Jesús Iván Hernández Cantú, alias “El Credo”, uno de los miembros de Los Zetas que se enfrentaron ayer en el penal de Topo Chico, vivía en una celda “a todo lujo”, en la que contaba con una cama king size, una pantalla de 50 pulgadas y que la noche del motín se encontraba con una dama.
    De acuerdo con el funcionario estatal, en entrevista con Radio Fórmula, dio detalles sobre el enfrentamiento ocurrido ayer por la madrugada en ese centro penitenciario que dejó 49 muertos y 12 heridos. Flores Treviño indicó que fue Juan Pedro Saldívar Farías, “El Zeta 27”, quien organizó a su gente para perpetrar el ataque en contra del otro miembro del cártel de Los Zetas por el poder en el penal.

    “‘El Credo’ estaba en su cuarto, era una celda a todo lujo, cómoda, con una cama king size, con un baño de lujo y una pantalla de 50 pulgadas, estaba ahí acompañado de una dama a las 11:30 de la noche del miércoles y ‘ El Zeta 27’ organiza un ataque en contra de él y de toda su gente”, agregó el Procurador Estatal.

    Señaló que la dependencia a su cargo cuenta con todos los videos del interior del penal en donde, dijo, “se ve claramente cómo ese sujeto se organiza e inicia el ataque y se va sobre ciertos objetivos en particular, no es a granel, no es un grupo contra otro, es contra ciertos objetivos en particular”.

    Roberto Flores narró el enfrentamiento: “la gente de ‘El Zeta 27′ ataca entonces a muchos sujetos, y a ‘El Credo’ nunca lo atacaron porque nunca llegaron al área donde él estaba, por lo que fueron sus guardias los que detuvieron el ataque […] y no puedo decir cuánto duró ese ataque, lo que puedo decir es que tengo el desglose de que esto inicia a las 11:30, a las 11:53 el Subcomisario le avisa al secretario de Seguridad y éste me avisa a mí, un par de minutos antes de las 12:00 de la noche, se traslada el Secretario de Seguridad inmediatamente. Y para las 12:20 ó 12:25, es más o menos cuando terminan los ataques, que es como una hora”.

    Dijo que “El Zeta 27” no salió herido durante la gresca, puesto que él se encontraba en la retaguardia y únicamente dirigió el ataque.

    Abundó en que en el penal de Topo Chico los reos se encuentran revueltos entre los de alta peligrosidad con los de menores delitos, situación que dijo, “desafortunadamente en México no está regulada”.

    El Procurador señaló que “El Zeta 27” fue enviado a Topo Chico por un magistrado de un tribunal unitario de Matamoros, Tamaulipas, y que lo trasladó del penal de alta seguridad de ese municipio al penal de Monterrey. “El individuo llega hace dos meses e inmediatamente entra en pugna con alguien de su misma banda, porque los dos pertenecen a Los Zetas y organiza un grupo de gente y el día de ayer en la madrugada suceden esos hechos tan lamentables que nos dejaron 49 muertos”, agregó.

    En cuanto a las investigaciones del caso, informó que hasta el momento no es posible determinar cuántos reos participaron en el motín. Sin embargo, informó, hay 14 ministerios públicos con un staff de trabajo realizado las indagatorias.

    GUERRA EN TOPO CHICO

    Los Zetas, el grupo criminal conocido por su crueldad y por haber nacido de elementos desertores de las Fuerzas Armadas mexicanas, vive una guerra intestina, de acuerdo con analistas y autoridades. El último evento que lo evidenció, fue la matanza del Penal de Topo Chico, donde 49 personas murieron en un pleito entre dos grupos de zetas. Pero no es el único.

    Los Zetas se dedican al tráfico de drogas y de personas, a la extorsión, al secuestro. Tuvieron un crecimiento exponencial en los últimos años operando como “franquicias”: sumaban grupos locales a los cuales daban “autoridad”, apoyo logístico, drogas y armas para controlar poblaciones.

    El cártel nació con miembros del Grupo Aeromóvil de Fuerzas Especiales (GAFE), del Grupo Anfibio de Fuerzas Especiales (GANFE) y de la Brigada de Fusileros Paracaidistas (BFP) del Ejército mexicano. Han integrado a ex soldados de fuerzas especiales en Guatemala y en 2010 se separó del Cártel del Golfo.

    La tragedia del penal de Topo Chico es parte del reacomodo de fuerzas internas. En una entrevista con Milenio Televisión, el Procurador de Justicia de Nuevo León, Roberto Flores, dijo que Juan Pedro Saldívar Farías, “El Z-27”, llegó hace dos meses y medio a Topo Chico y quiso apoderarse del control del penal, en manos de otro miembro del mismo cártel.

    Dijo que había sido trasladado por la orden de un magistrado unitario del penal de Matamoros diciendo que “no era peligroso”.

    “Y bueno, pues resultó que vino y se quiso apoderar acá del control de Topo Chico y pues con estos funestas resultados”, dijo. “Los informes y las declaraciones que tenemos ya de muchísimos de los reos que están adentro del penal establecen y nos llevan a pensar que es una disputa entre dos individuos, este sujeto que se llama o apodado ‘El Credo’, César Iván [Hernández Cantú], y el otro ‘El Flaco’ o ‘El Z-27’”.
    “Los dos pertenecían al mismo cártel de Los Zetas”, destacó. “Los internos siempre tienen pequeños cotos de poder y esto no es una cuestión privativa de ninguna parte, sabemos que se maneja en todas partes del mundo”.

    Los 49 reos fueron muertos a golpes o quemados vivos, de acuerdo con las primeras informaciones. La tragedia tiene que ver con un intento por controlar el penal. (Sin Embargo)
    Apóyanos con un me gusta a nuestra página de Facebook/NarcoviolenciaOficial
    Compartir:

    0 comentarios:

    Publicar un comentario