jueves, 31 de marzo de 2016

Las reuniones de “El Chapo” con los grandes capos del narcotráfico

  • jueves, 31 de marzo de 2016
  • Comentarios
    No sólo lo saludaron Sean Penn y Kate del Castillo en Cosalá, Sinaloa, municipio de la sierra que colinda con Durango. Durante el medio año en que estuvo libre, Joaquín Guzmán Loera encabezó varias reuniones del más alto nivel en el mundo del crimen.

    De acuerdo con fuentes del gobierno federal mexicano, “El Chapo” declaró que se juntó en tres o cuatro ocasiones con su compadre, Ismael “El Mayo” Zambada García, codirector del Cártel de Sinaloa, incluso una semana antes de ser recapturado en Los Mochis, Sinaloa, en la comunidad conocida como Cruz de Elota.

    No estuvieron solos. Según este testimonio de “El Chapo”, y hoy se lo puedo revelar con base en los mismos informantes, al encuentro acudió también Dámaso López Nuñez, alias “El Licenciado”, a quien las autoridades y el propio capo de capos ubican como el verdadero cabecilla operador del Cártel de Sinaloa, por encima de “El Mayo” Zambada y hasta de los hijos de Guzmán Loera.
    Este hombre empezó como policía judicial en Badiraguato, Sinaloa, luego ascendió a agente del Ministerio Público y llegó a ser número dos del penal de máxima seguridad de Puente Grande, Jalisco. Al abandonar el cargo de director de Seguridad y Custodia de esa cárcel, habría dejado todo listo para que “El Chapo” se fugara poco después, en enero de 2001.

    El licenciado' es considerado el sucesor del 'Chapo' Guzmán

    Dámaso López Núñez, El Licenciado, tiene un heredero y es quien parece tener más poder dentro de la organización criminal. Se trata de su hijo Dámaso López Serrano, conocido como “El Mini Lic” o “El Mini Licenciado”. Sus constantes apariciones en redes sociales, donde presume lujo y poder, lo pusieron en la mira de la DEA. Con un clic se tiene acceso fácilmente a una librería de corridos compuestos en su honor. Los análisis de la agencia antidrogas de Estados Unidos lo describen como un tipo seductor, tendente a la sociopatía, cabeza además del sanguinario grupo de sicarios Los Ántrax.

    Tras su primera captura en este sexenio, en febrero de 2014, “El Chapo” habló informalmente con sus captores durante el vuelo que lo trasladó de Mazatlán, Sinaloa, al aeropuerto la Ciudad de México. Ahí les contó que se había juntado a comer con Rafael Caro Quintero, poco después de que éste salió de la cárcel el 9 de agosto de 2013.

    De hecho, Caro Quintero, así se lo reporté en esta columna en febrero y marzo de 2014, se reunió con varios jefes del narco para personalmente decirles que no tenía intención de regresar al negocio y que sólo quería vivir tranquilo. Y mantuvo contacto, al parecer a través de mensajes de voz y texto, con Nemesio Oseguera Cervantes “El Mencho”, líder del Cártel Jalisco Nueva Generación.

    SACIAMORBOS 
    Su plan, después de Mochis, era ir al rancho La Azotea, municipio de San Ignacio, Sinaloa. Pero ya no alcanzó. Le cayó el operativo en la madrugada y lo arrestaron a las pocas horas.

    Por Carlos Loret de Mola 
    Apóyanos con un me gusta a nuestra página de Facebook/NarcoviolenciaOficial
    Compartir:

    0 comentarios:

    Publicar un comentario