martes, 31 de enero de 2017

Los "H" y Mayos están cazando a "Los Chapo-Zetas"en Sinaloa y difunden videos de los interrogatorios

  • martes, 31 de enero de 2017
  • Comentarios
    A través de videos, jóvenes de Mazatlán son torturados para obtener información de venta de drogas, los videos son difundidos en un canal de Youtube con el nombre de Los Chapo-zetas Levantados.
    Por su frente escurre un chorro de sangre que brota desde su cabeza y cae sobre su pecho, justo a un lado de unas marcas rojas que revelan golpes intensos en su cuerpo. “Vas pal’ pozo papito”, le sentencia la voz de un hombre al instante que sus ojos se agrandan y su mirada se desvanece, el video termina.

    José Alfredo dice tener 20 años y ser puchador en la “Ferro”, una zona conocida así porque ahí se ubica la estación del ferrocarril en la colonia Salvador Allende de Mazatlán.

    Durante 36 segundos, José Alfredo es grabado e interrogado por un hombre que no muestra su rostro. El video se encuentra en un canal de Youtube llamado “Los Chapo-zetas Levantados” y tiene más de cien mil visitas.

    Uno de los videos difundidos en el canal de Youtube


    Desde hace un mes, en la red social se han comenzado a subir videos de jóvenes mazatlecos privados de su libertad y torturados, acusados de ser “Chapo-zetas”, apodados así por supuestamente trabajar para el Cártel de Sinaloa pero emplear prácticas de los “Zetas” como la extorsión, el secuestro y el cobro de piso.
    A la par, la violencia en Mazatlán ha alcanzado niveles alarmantes. Tan sólo en el último mes, 35 jóvenes fueron asesinados y sus cuerpos arrojados en diversos puntos de la ciudad, sin que hasta el momento haya un sólo detenido por esos hechos.

    José Alfredo Elías Félix desapareció el 17 de diciembre de 2016 en Mazatlán. Su familia comenzó a buscarlo a través de las redes sociales y un par de medios digitales locales reprodujeron noticias sobre su búsqueda, pero no se supo de él hasta el día siguiente cuando su rostro torturado apareció en un video de internet.

    En la primera semana del gobierno de Quirino Ordaz Coppel, las patrullas de corporaciones policiacas locales fueron abordadas por policías militares que sin mayor explicación patrullan los 18 municipios de Sinaloa.

    Sin embargo, el exterminio en el puerto turístico, ciudad natal del gobernador, no cesa.

    Iván Ignacio está tan golpeado que sus ojos no logran abrirse, en su cuello tiene marcas que parecieran quemaduras. El joven de 20 años tiene las manos atadas y se tambalea mientras habla.

    Durante tres minutos y medio, explica dónde se encuentran los puntos de venta de droga y de distribución. Menciona nombres de colonias y lugares turísticos como el Acuario y el centro nocturno Valentinos, el acceso principal a la zona turística Zona Dorada.

    Iván Ignacio también da la ubicación de dos puntos de venta en la colonia Reforma, uno sobre el callejoncito de la calle Primera Carvajal.

    El video se publicó en internet el 22 de enero de 2017 y ese mismo día por la mañana, el cuerpo de Iván Ignacio fue arrojado afuera del Colegio Hispanoamericano en la colonia Los Olivos. Junto a su cuerpo con visibles huellas de tortura se colocó un mensaje en el que se advierte que lo mismo les pasará a otros vendedores que trabajen con el cártel del Chapo.

    Cuatro días después, el 26 de enero de 2017, en el callejoncito de la calle Primera Carvajal en la colonia Reforma, un grupo armado disparó contra tres jóvenes, uno intentó huir pero murió al ser alcanzado por las balas, mientras que los otros dos fueron levantados y subidos a una camioneta.

    En el eslabón más débil de la cadena, los siete videos que se encuentran en el canal de Youtube, grabados con una pared roja de fondo, son de jóvenes de entre 16 a 20 años que afirman dedicarse a la venta de droga en colonias y sitios turísticos.

    También hay otros dos videos de hombres un poco más grandes. Uno de ellos, Luis Magaña Tirado, quien en septiembre del año pasado protagonizó un video en el que acusaba a Jesús Antonio Aguilar Iñiguez, ex comandante de la Policía Ministerial del Estado, de proteger al grupo delictivo del cártel del Chapo. Magaña Tirado apareció asesinado el 30 de septiembre, luego de 15 días de haber sido privado de su libertad.

    En la semana que transcurrió, mientras Mazatlán vivía una jornada violenta de asesinatos, el secretario de Seguridad Pública municipal en el puerto, Joel Ernesto Soto, criminalizó a las víctimas y las acuso de ser gente que “no es sana”. El militar que desde enero asumió el mando policiaco en el puerto, minimizó los hechos y justificó que se trata de “ajustes entre grupos contrarios”.

    “Toda esa gente que ha fallecido no hay una sola gente limpia, todos tienen antecedentes, es gente vinculada a delitos, no es gente sana, es gente que está involucrada en la delincuencia organizada”, dijo.

    Jorge Trinidad tiene 16 años, sus pómulos hundidos denotan una adicción a la droga conocida como “cristal”. Durante 2 minutos y medio, Jorge da nombres de policías ministeriales y municipales que les avisan cuando se acerca el Ejército o la Marina. Apenas puede hablar y batalla en contestar las preguntas, pero casi al terminar la grabación, Jorge cuenta que por hacer su trabajo le pagaban 200 pesos.

    Con información de Río Doce

    Apóyanos con un me gusta a nuestra página de Facebook/NarcoviolenciaOficial
    Compartir:

    0 comentarios:

    Publicar un comentario